jueves, 12 de noviembre de 2009

Espirales de Vida


"Espirales"/ Pastel sobre papel Cansson/ 50 x 70 cm

...Y una vez pasados estos días, ha llegado nuevamente el momento de recordar que estamos VIVOS.

Como estas flores, estamos llamados a crecer, mirar hacia arriba, buscar siempre la luz.

Se llaman "espirales", y realmente es un nombre acertado para ellas: sus pétalos crecen en espiral alrededor del centro; sus hojas se desenvuelven en espiral alrededor del tallo; y además, los tallos nuevos que van surgiendo de la tierra salen formando una espiral. Curioso, ¿no? Y otra característica especial de esta planta es que las hijas crecen más rápido que las madres, rebasándolas en pocos días, y las nietas dejan atrás a las hijas en cuanto nacen.

La primera vez que observé, Peregrina, este proceso, quedé asombrada, porque me parece algo insólito. Y me dije: ¿qué es lo que hemos de aprender de esta planta?
Seguramente, algo se me escapa, en mi ignorancia... pero al menos sé que nos enseña a florecer con ímpetu, empuje y altas miras. En este sentido, es todo un ejemplo a seguir.

Por eso decidí pintarlas, y quise hacerlo de tal forma, que pareciese que el jarrón se estaba moviendo en espiral, razón por la cual dejaba estos pliegues especiales en el mantel, y casi-casi empezaba a levantar el vuelo.

Me inspira algún haiku, pero en este momento no atino a redactarlo. ¿Lo hará algun@ de ustedes?

20 comentarios:

isis de la noche dijo...

Me encantaría escribir un haiku sobre tu cuadro!!

pero sospecho que nunca he intentado escribir uno ;(

Aún así, déjame decirte, querida amiga, que aquello de la espiral me recuerda el incesante fluir de la vida.

girando en torno al centro... tal vez así mismo deberíamos crecer nosotros.. siempre volviendo al centro y desde ahí alcanzando nuevas alturas...

mi cariño de siempre, en un abrazo inmenso, querida Peregrina ;)

LIRIO dijo...

Tienes razón, querida Isis.

"El incesante fluir de la vida". Lo has dicho perfecto.
Y lo que indicas de referirse siempre al centro, es también una puntualización magnífica.

Ahora: lo importante es no olvidarlo.
Hé ahí lo más difícil.

Te mando también un gran abrazo, amiga! Y gracias por tu participación.

Poiésis dijo...

Senryu

I.
Allende flores,
hélices de la tierra,
envés de lluvia.

II.
Nube devuelve,
última de sus gotas
y surcos crecen...

Un abrazo a tu inmenso corazón noble Artista y exquisita amiga...

Anónimo dijo...

Semilla rota,
rodeando la muerte,
que le fecunda.

Tallo desnudo,
espiral-es, el viento,
pausas dispersas.

Hola Liz, vuelvo a visitarte, "cronista de asombros", con el mismo cariño y mayor admiración.

Carlos.

Alejo Urdaneta dijo...

Igual que la vida, esta planta cumple el mismo principio del desarrollo de las especies. Los hijos crecerán más que los padres, y estos irán reduciéndose hasta morir.
En tu obra plástica siempre hay oculta una reflexión sobre la vida. No pintas algo por azar o porque te pareció bonito. En el fondo estás poetizando cada forma de la existencia.
Trataté el Hayku:

Sube
en vueltas espirales
para ver en cada vuelta
otra faz de la vida.


Besos, querida amiga.
Alejo.

LIRIO dijo...

Poiésis:

¡Claro!
Yo sabía que tú eras mucho más capaz de desgranar un haiku, y lo has hecho maravillosamente.

Gracias por completar mi cuadro de modo tan feliz.

Un beso

LIRIO dijo...

Carlos:

Veo que mi convocatoria a que ustedes, los poetas, escribiesen un haiku ha surtido efecto.
Es precioso tu verso, de verdad.

Muchas y redobladas gracias, amigo "Anónimo"

LIRIO dijo...

Querido Alejo.

Qué bien comprendes mis impulsos creativos. Es un honor para mi, y quedo asombrada y agradecida por tus acertadas palabras y tu hermoso haiku, que es sabio además de bello.

Y ahora, mi cuadro ya tiene 3 haikús!! Soy muy dichosa.

Mil besos en espiral

cristal00k dijo...

La espiral es el movimiento último de la materia. Todo vibra en ese espín como tus preciosas flores...
Me he dado un paseo por tus letras kiltras que no conocía.
Espero que andes mejor Liz. Un beso y mis mejores deseos.

Rayuela dijo...

espiral vivo
alrededor del centro*
florece el alma*


Mil besos, Peregrina!

LIRIO dijo...

Muchas gracias, Cristalook, por tus lindas palabras.

¿No conocías mi blog de LetrasKiltras? Ahhh, pues me da gusto que hayas ido a verlo, pues esa fue la primera Red en la que participé, y la considero como mi Alma Mater. Tuve allá ocasión de conocer a muchas gentes entrañables con quienes trabé amistad, entre ellas a mi Hado Padrino, Antonio Castellón, así como a Alejo Urdaneta, a Carlos Gómez, a Poiésis, a Magaoliveira y otr@s más: un hermoso círculo de Amigos Virtuales interesados en las artes y las letras.

Te dejo aqui un abrazo con mis mejores deseos

LIRIO dijo...

Rayuela:

No me cabía duda de que tú harías un bello haiku, pues es algo para lo que tienes un don especial.

Qué bonito es pensar que el alma florece alrededor del centro.

Gracias, amiga, y ¡Feliz Domingo!

Un beso

Antonio Castellón dijo...

Dormido bajo las nubes,
la noche es una espiral
que despierta mi sueño.

Un abrazo, Liz.

LIRIO dijo...

Antonio, selénico y soñador amigo de allende los mares:

Es cósmico tu haiku.

Y no podía ser de otra forma, pues tú eres un ser de dimensiones cósmicas.
Gracias mil te doy. Y observo ahora que este viejo jarrón contiene ahora TODO UN RAMILLETE DE HAIKUS. La Vida es, realmente, algo insólito y bello, especialmente cuando viene arropada por la amistad.

Sigue bajo esas nubes y luceros, despertando a siempre nuevas realidades.

Un beso

Poiésis dijo...

Omnipresente,
espiral de muertes,
floreciendo.

Gira agónica,
la precoz primavera
e (h)izó sentidos...

TQM...

Leo dijo...

Hola UMBRALES,bella pintura y te das cuenta de los tallos de la espirales que en su crecimiento se asemejan a los humanos que, las siguientes generaciones van sienedo más altas que las anteriores? eso es lo que yo vi o quise enterder en tu esplicación.
Gracias por tan bellas pinturas y tus comentarios.
Abrazos
Leonor

LIRIO dijo...

Gracias, Poiésis, por volver, y dejar más chispitas de magia en tus nuevos haikus.

Un beso

LIRIO dijo...

Bienvenida, Leonor.
Gracias por tu comentario, y creo que así es: tienes razón.

Encantada de verte por acá.

Malvada Bruja del Norte dijo...

Es muy,muy curioso...porque de las formas que me llaman que me atraen, sobre las que escribo, la espiral es mi reina. Es una símbolo poderosa que refleja la vida, el decaimiento y el resurgir, no es extraño que ya en la prehistoria nuestros ancestros los dibujaran sobre las piedras.

Preguntas sobre ¿qué debemos aprender sobre esta planta? Para mí está claro, parafraseando a Leonardo Da Vinci: "El alumno (en este caso hij@), debe superar a su Maestro, (madre-padre).

Un besote!

LIRIO dijo...

Mi querida Estrella del Norte:

La espiral tiene, también para mi, una gama de significados increíble: es por eso que la he incluido en todos mis cuadros de los últimos años, de una u otra forma. La verás muchas veces como un caracol, y otras veces en el fondo, como elemento en el cielo, o tal vez, como en mi "Rosa de Resurrección", en la nebulosa que ella está tocando con su mano izquierda. Me encanta compartir contigo la afición por esta forma tan singular y simbólica.
Y en esta planta, la espiral está presente de múltiples maneras, por eso me fascinó y la pinté.

Es muy buena tu interpretación de la esnseñanza que sacamos de dicha flor.

Besos para ti.